Más de medio centenar de personas retiran 60 kilos de residuos del litoral de la Serra Gelada

Carlos Blanco Fadol protagoniza un ciclo sobre etnomusicología en l’Alfàs del Pi

Un total de 60 personas han participado hoy en la jornada de limpieza del litoral de la Serra Gelada, que ha dado como resultado la retirada de 60 kilos de residuos, entre plásticos, vidrio, metal, madera, envases PET (hechos con tereftalato de polietileno) y basura en general. La actividad, impulsada por las asociaciones Chelonia y Xaloc, el Ayuntamiento de l’Alfàs del Pi y el Parc Natural de la Serra Gelaa, se enmarca en la iniciativa Mares Circurales de Coca-Cola.

Se han realizado tres modalidades de limpieza: terrestre, que ha abarcado la zona sur de la playa de l’Albir y las calas de piedra del parque natural con acceso a pie; submarina, gracias a la colaboración del Club de Buceo Scorpora y, finalmente, con Paddel Surf, para llegar hasta las calas del litoral donde sólo se podía acceder a través de embarcación.

La iniciativa, abierta a la participación de toda la ciudadanía, ha contado con la colaboración de las asociaciones Cuidemos El Albir, We love Albir y Rotary Club Internacional, el Grupo IV Scout de L’Alfàs del Pi, Cruz Roja, Centro de Buceo Scorpora y Centro de Actividades Náuticas Tsunami.

El concejal de Medio Ambiente y Playas, Luis Miguel Morant, ha agradecido la participación de las 60 personas que, de forma voluntaria, han querido dedicar parte de la mañana a limpiar de residuos un lugar protegido como el el Parc Natural de la Serra Gelada, conservando el valor paisajístico y medioambiental de la costa. Una actividad que destaca, además, por su labor de concienciación, ya que “lo que se pretende es sensibilizar a la sociedad sobre el grave problema medioambiental que crean los residuos y, especialmente, los plásticos”, ha declarado el concejal.

Morant se ha desplazado hasta la playa de l’Albir junto a su antecesora en el cargo, la edil Rocío Guijarro, para destacar “el valioso trabajo de las personas voluntarias” y agradecer la gran labor que han realizado, con la retirada y clasificación de los residuos encontrados.

Carlos Blanco Fadol en l’Alfàs del Pi

Por otra parte, el etnomusicólogo e investigador hispanouruguayo Carlos Blanco Fadol, dos veces candidato a los prestigiosos Premios Príncipe de Asturias, ha visitado l’Alfàs del Pi este fin de semana para participar en unas jornadas culturales que aúnan música y literatura y que continuarán el próximo sábado 29 de junio con la presentación de un libro de poemas. La Asociación de Uruguayos y Amigos de la Costa Blanca impulsa este encuentro, en colaboración con la concejalía de Cultura.

A lo largo de 40 años, Carlos Blanco Fadol ha viajado por todo el mundo y utilizado la música como elemento puro de comunicación. De esta forma logró un acercamiento muy estrecho entre los nativos a través de los instrumentos que tocaba. Eso le permitió investigar y recopilar una gran diversidad de instrumentos musicales étnicos y acceder a secretos de tradición oral inéditos. Su colección se compone de cerca de 3.500 piezas diferentes de 145 países de los 5 continentes y está considerada entre las más importantes del mundo. Puede visitarse en el Museo Étnico de la Música, con sede en Barranda-Caravaca (Murcia).

Este hispanouruguayo de relevante y variada trayectoria internacional destaca, además, por su faceta como inventor de nuevos instrumentos musicales: didácticos, innovaciones musicales, instrumentos para minusválidos, grandes estructuras sonoras y reproducciones de instrumentos musicales antiguos. Ha creado más de 100. Es también compositor, con más de una docena de discos publicados, cantautor, poeta y humanista.

Dos veces candidato a los prestigiosos Premios Príncipe de Asturias, de las Artes en 2006, presentado por la Embajada de Malasia en España, y de la Concordia en 2009, presentado por la Embajada y el gobierno de Uruguay y apoyado por cerca de 30 países de los 5 continentes, siendo la candidatura con más apoyos.

Entre sus obras destaca la enciclopedia ‘Instrumentos musicales étnicos del mundo’, que es fruto de un trabajo de cuarenta años de investigación por todo el planeta. Todo lo que aparece en este libro son instrumentos de su colección.