La Comunitat y Baleares se alían en búsqueda de una “fórmula legal” que permita financiarse

Puig y Armengol también reclaman una solución al conflicto de los viajes del IMSERSO

El president de la Generalitat, Ximo Puig, y la presidentas de Baleares, Francina Armengol, han mantenido un encuentro de trabajo este fin de semana en el que han acordado aliarse en la defensa de sus regiones y en la búsqueda de una “fórmula legal” que permita a ambas comunidades.

Durante el encuentro, según fuentes de Mediterráneo Press, se han tratado cuestiones como la actualización de las entregas a cuenta y la mensualidad del IVA que Montoro hizo perder a las comunidades, así como la necesidad de que se dé una solución al problema de los viajes del IMSERSO.

Ambos dirigentes han mostrado su sintonía respecto a dos cuestiones básicas para el conjunto de las comunidades autónomas y especialmente para sus respectivos territorios, relacionadas con la financiación autonómica y el Programa de Vacaciones de Mayores que gestiona el Imserso.

En este sentido, han coincidido en “la necesidad de solicitar al Gobierno la búsqueda de las fórmulas legales adecuadas para poder actualizar las entregas a cuenta de la financiación de este ejercicio que corresponde a las comunidades autónomas”. De este modo,  han definido criterios comunes al respecto, dentro del marco de cooperación entre ambas comunidades que establecieron en su día para sumar esfuerzos antes problemas comunes.

En caso de la Comunitat Valenciana, según ha explicado Puig, “el bloqueo a la conformación del nuevo Ejecutivo central ha impedido hasta la fecha esta actualización de los recursos de las comunidades autónomas, que para la Comunitat Valenciana, la peor financiada de España, representa una merma de 450 millones de euros”.

Dicha situación, según reconoció el viernes la vicepresidenta, Mónica Oltra, está generando problemas financieros a las autonomías, que tienen asumida la gestión de tres de los cuatro pilares del Estado de Bienestar (sanidad, educación y atención social).

Con el objetivo de conseguir liquidez, Puig tiene previsto reunirse el martes con la ministra de Hacienda, María Jesús Montero, ya ha avanzado que pedirá a la titular de Hacienda que se actualicen lo antes posible estos recursos mediante una vía legal que salve las objeciones de la Abogacía del Estado.

Asimismo, Puig y Armengol han coincidido en pedir al Ministerio que se dé una solución para la mensualidad de IVA de 2017 que, debido a una modificación del anterior gobierno central, las autonomías dejarían de percibir este año. Una reducción de recursos que supondría a la Comunitat Valenciana otros 280 millones.

Cabe recordar que la Comunitat Valenciana y Baleares, ambas perjudicadas por el sistema de financiación autonómico, sellaron en su día una alianza para reclamar la reforma del modelo, el llamado Acord del Consolat del Mar.

Viajes del IMSERSO

Respecto a la problemática generada ante el nuevo concurso del programa de vacaciones del IMSERSO, tanto Puig como Armengol han coincidido en pedir a la ministra de Sanidad, Consumo y Bienestar Social, María Luisa Carcedo, “una solución al problema planteado por el sector hotelero relacionado con la licitación del nuevo contrato del Programa de Turismo Social del IMSERSO”.

Este programa para ambas comunidades autónomas tiene mucha importancia, en su  estrategia para alargar la temporada turística e incrementar la actividad en temporada baja, y dar continuidad al empleo ligado al turismo más allá de la estacionalidad de la temporada alta.