Valencia detecta la existe de 568 personas que viven en las calles

 La mitad lleva menos de un año, mientras que hay un 14% que suma ya una década en esta situación

La ciudad de Valencia dispone, por primera vez, de un censo real y exhaustivo de las personas sin hogar que residen, tanto en las calles como en albergues municipales y gestionados por diferentes entidades de atención social. Según el mismo, se ha detectado la presencia de 568 personas en las calles y otras 220 alojadas en albergues. De ellos, un 48%, lleva menos de un año, mientras que hay un 14% que suma ya una década en esta situación.

Dicho censo se realizó el pasado 24 de octubre, por parte personal de 13 entidades y casi 600 personas voluntarias participaron en la realización del censo que ahora se ha presentado. La acción permite disponer ahora de una foto fija, una iniciativa sin precedentes, que permitirá orientar con eficacia y conocimiento las políticas públicas en este campo, ha explicado la concejala de Bienestar Social.

Así, lo ha explicado la concejal de Bienestar Social, Isabel Lozano, ha dado a conocer el estudio, acompañada de Yolanda Polo y Emilio López, representantes de la red de entidades de atención social de la ciudad. La concejala ha subrayado «la valentía de este gobierno municipal en abordar una realidad que tenemos en nuestras calles, que era una reclamación también de estas entidades, al realizar este recuento exhaustivo que, con anteriores gobiernos del PP no se hizo de esta manera, y que constituye un avance muy importante para conocer la realidad y poder incidir en ella». El censo, ha continuado la concejala «no sólo nos aporta información muy importante, sino que también es un acto de participación ciudadana que tiene una notable dimensión de sensibilización social porque da visibilidad al problema y acerca la situación de estas personas a toda la ciudadanía: nos ayuda a eliminar prejuicios, que son la base de la discriminación y que agravan las situaciones de vulnerabilidad».

Durante el recuento se ha detectado la presencia de 568 personas en las calles y otras 220 alojadas en albergues. Los perfiles de dichas personas sitúan la  media de edad en los 44 años, con un 6% de menores de 21 años. Por sexos, la mayoría son hombres (un 79%; y un 21% de mujeres). El 42% de las personas encuestadas tiene nacionalidad española, y el 60%, están empadronadas en València.

En cuanto al tiempo que llevan sin hogar, casi la mitad (un 48%) lleva menos de un año, mientras que hay un 14% que suma ya una década en esta situación. También se ha preguntado a las personas por la atención sanitaria que reciben: el 97% de las residentes en albergues tiene tarjeta sanitaria, porcentaje que se reduce al 57% en el caso de las personas que duermen en las calles (de éstas, el 39% refiere además padecer enfermedades crónicas o graves). Finalmente, respecto a las situaciones de violencia física y verbal padecidas, el 81% de las personas encuestadas asegura haberla sufrido, y en el caso de las mujeres, además, una de cada cuatro denuncia violencia sexual.

La concejala Lozano ha agradecido el trabajo del profesorado y alumnado de la Facultad de Ciencias Sociales de la Universidad de València, así como de las 13 entidades colaboradoras: Accem, Asociación Natania Asociación Valenciana de la Caridad Bokatas ONG, Cáritas, Cepaim, Comité Ciudadano Antisida, Cruz Roja Española, Fundación Salud y Comunidad, Médicos del Mundo, Misión Evangélica Urbana, RAIS y Sant Joan de Déu.

EL DOBLE DE PLAZAS QUE EN 2015

Todo este recuento, que constituye una foto fija del número de personas sin hogar en València y sus características, «nos permitirá dar una mejor atención, y crear las estrategias adecuadas para facilitar la mejora de su situación vital, siempre con el objetivo de lograr su inclusión social y laboral», ha explicado la concejala.

Lozano ha destacado la apuesta de la ciudad de València, a través de la colaboración de Ayuntamiento y entidades, que ha permitido mejorar los recursos de atención social. De hecho, desde el año 2015, se ha multiplicado por dos el número de plazas disponibles: de 234 se ha pasado a 426 plazas. Además, para la Operación Frío 2019-2020 se ha incrementado en 99 el número de plazas disponibles (14 de albergues CAVC y SID, 25 del nuevo Centro de Emergencias Sociales que gestiona Cruz Roja, 30 del nuevo recurso de baja exigencia FSYC, y 30 más del nuevo albergue de Cáritas). Además, la concejala ha destacado la labor del SAUS, Servicio de Urgencias Sociales que presta atención a las personas con mayor vulnerabilidad.

De cara al futuro, el Ayuntamiento, a través de la Concejalía de Bienestar Social, plantea nuevas líneas de trabajo y un incremento de los servicios de atención a las personas sin hogar: apertura de 5 pisos municipales gestionados por el CAST (15 plazas); creación de un albergue municipal (en los Presupuestos de 2020 hay una dotación para la redacción del proyecto); incremento a 24 horas la atención del servicio SAUS; nuevas instalaciones administrativas para el CAST, en la calle de Guillem de Castro, con la consiguiente ampliación de plantilla; y, finalmente, está en estudio la realización de nuevo un proyecto de inserción laboral dirigido, precisamente, a personas sin hogar.

La concejala ha concluido señalando que la realidad de las personas sin hogar «es muy diversa y multifactorial», y en los últimos años ha mostrado «un cambio de perfil, por ejemplo con el incremento de personas extranjeras, que no se observaba hace unos años». «Por lo que no es adecuado realizar una interpretación reduccionista o simplificadora de la realidad, dado que el ‘sinhogarismo’ es un fenómeno que responde a un contexto socioeconómico global», ha afirmado.