9 d’octubre bajo el coronavirus: Puig insiste en la unión y en la vía valenciana frente a la crisis

El Consell apenas modifica el acto institucional, lleno de contradicciones favoreciendo la presencia de medios nacionales pese a la plurinacionalidad defendida y la defensa de la gente anónima para salir de la crisis

La Comunitat celebró este viernes el 9 d’octubre, Día de la Comunitat Valenciana marcado por el coronavirus, una celebración adaptada a las circunstancias, si bien, el acto institucional se mantuvo en las mismas condiciones de años anteriores, con la única modificación del aforo que se redujo, especialmente en el segundo escalafón del Consell. Más allá de las circunstancias el discurso del president de la Generalitat, Ximo Puig, aglutinó buena partes de las miradas. Y no defraudó, pues, no desaprovechó la oportunidad para vender sus dos ideales la “unión de todos frente a la crisis” y la vía valenciana como alternativa política para afrontar la crisis institucional existen en España.

Puig arrancó su discurso reivindicando el valor de la gente anónima que ha escrito la “historia en minúsculas” de la lucha contra la pandemia de COVID19 y ha pedido, la unión de todos para acabar con la crisis sanitaria y económica, “alianzas entre generaciones, territorios y sectores productivos para avanzar hacia un futuro de igualdad”.

En este sentido, ha recordado que “el futuro no se impone, ni es la estación a la que vamos o a la que nos conducen, sino la vía que hacemos entre todas y todos”, y ha defendido el “momento valenciano” o la “vía valenciana”, como modelo para una España “que debe reaccionar” ante la crisis actual. En su opinión, se trata de “un modelo que es más cogobernanza, mayor igualdad financiera, más conexión emocional entre las partes y el todo y que traduce que frente a los territorios de la confrontación, la Comunitat Valenciana es hoy sinónimo de unidad, de estabilidad y de serenidad”.

De igual manera,  ha asegurado que España no es el problema. En su opinión, “¿Qué España, ese sí es el problema, esa es la cuestión”, y ha reiterado que la Comunitat “es reconocida hoy por su gestión, su acuerdo y sentido común es la mirada que se quiere proyectar a toda España. Esa mirada que proyectan las tierras diversas de España, a esa España de Españas, que enriquece y no empobrece, y a esa España de Españas, necesaria de diálogo, consenso y fraternidad”, y ha añadido que “ninguna parte representa al todo, por muy ancha que sea su circunvalación”.  

Un relato diverso, plural y descentralizado que el propio de Presidencia ha cuestionado, pues, los hechos han hecho lo contrario, ya que se ha priorizado la presencia de los medios nacionales, algunos con escasa presencia informativa valenciana, frente a los 100% valencianos, como Mediterráneo Press, que no han sido invitados por cuestión de espacio al recinto institucional, es decir, una cosa es la teoría y otra la práctica.

Ximo Puig durante su discurso institucional

Recuerdo a las víctimas

Por otra parte, Puig ha querido tener otro recuerdo para las víctimas del coronavirus. En su opinión, este “no es un 9 d’Octubre más”, pues por el camino se han perdido más de 1.680 vidas, “víctimas de una terrible pandemia que nos ha sumido en la tristeza, la preocupación y la incerteza”, pero ha asegurado que la historia “nos ha enseñado que cada vez que los valencianos se han caído, se han levantado“.

Y ha aprovechado para lanza un mensaje de optimismo: “nos hemos levantado después de guerras y de epidemias, después de dictaduras y de crisis, después de riadas y pantanadas. Con sufrimiento y esfuerzo, pero siempre nos hemos levantado”, y ha recordado que ha sido gracias al pueblo valenciano, y a “aquellos que escriben la historia con tinta invisible”.

Así, ha recordado que esto mismo ocurre en estos momentos: “Nn es la acción de los gobiernos, sino la actitud de la ciudadanía la que determinará la evolución de la pandemia”, y ha añadido que el coronavirus ha fortalecido el tejido comunitario valenciano y ha mostrado “cómo las sinergias superan el individualismo”.

“Ahora la tela para coser el país es más fuerte y resistente”, ha manifestado, y ha abogado por impulsar una Comunitat “más verde, más digital y más protectora, con el revulsivo del apoyo europeo”, con el fin de que el futuro “genere expectativas y no desigualdades”.

Ximo Puig con todos las personas distinguidas con la Alta Distinción de la Generalitat

Los premiados en el 9’Octubre

Durante el acto, se ha hecho entrega de la Alta Distinción de la Generalitat de los Premios 9 d’Octubre al pueblo valenciano, que, de forma simbólica y representando a las diferentes franjas de edad, han recogido la niña Tania Ferrer, el joven Vicente Dalmau, y los adultos Losar Bretó y Rafael López, este último una persona mayor.

Asimismo, se han otorgado las Distinciones de la Generalitat al sector sanitario, que ha recogido la facultativa de medicina Interna, Concepción Benito; al sector de servicios sociales, entregada a María Ángeles García, en nombre de su hermana Encarna, trabajadora sociosanitaria fallecida por COVID-19, y el sector agroalimentario, recogida por la vendedora de la Tira de Contar de Mercavalencia, Salu Cerezo.

La Distinción de la Generalitat al sector de empresa y servicios ha sido recogida por la transportista, Mireia García, y la otorgada al sector de limpieza y recogida de residuos lo ha hecho la gerente del Consorcio de Residuos CV Castelló Sud-València Nord, Silvia López. Por su parte, se ha entregado la Distinción al sector de seguridad, protección y emergencia, recogida por la voluntaria de la Agrupación de Protección Civil de Castellón, Lorena Fores, así como también al Sector de Educación, recogida por el presidente de la Asociación de Directores y Directoras de Infantil y Primaria de la Comunitat Valenciana, Ginés Pérez, y de Administración Pública, entregada simbólicamente al exdirector general de Trabajo, Gustavo Gardey, que, a pesar de haberle diagnosticado una dolencia degenerativa semanas antes del ‘Estado de Alarma’ se mantuvo al frente del departamento hasta el verano acudiendo diariamente a su puesto de trabajo.

El resto de las Distinciones se ha entregado al sector de ciencia, investigación e innovación, recogida por la investigadora del Grupo de Epidemiología de la Jaume I, Juana María Delgado; el sector de empresas que han reconvertido su producción, recogido por Lidia Sempere, de Límit Sport de Onil; el sector cultural, recogida por la programadora cultural de Aldaia, Francis López; el sector de medios de comunicación, recogido por el fotoperiodista de Efe, Juan Carlos Cárdenas, y el sector de entidades solidarias, recogido por Alberto Guerrero.