CEV Valencia defiende ante Ribó la compatibilidad de crecimiento y sostenibilidad en el Puerto de Valencia

Insiste en la necesidad de la ampliación para contribuir a la recuperación, mientras Ribó insiste en planificar la movilidad del puerto en coordinación con el Corredor Mediterráneo

La presidenta de CEV Valencia, Eva Blasco, y representantes de los principales sectores de la provincia de Valencia han mantenido este martes una reunión con el alcalde de València, Joan Ribó, y el vicealcalde y coordinador general del área de Ecología Urbana, Emergencia Climática y Transición Energética, Sergi Campillo, en la que han abogado por compatibilizar crecimiento y sostenibilidad en defensa de la ampliación del Puerto de València.  

Nosotros defendemos que crecimiento económico y sostenibilidad son compatibles”. Así lo ha asegurado Eva Blasco, quien ha lanzado un claro mensaje en pro de la sostenibilidad al presentar la postura de la CEV sobre la nueva terminal de contenedores del puerto. “Desde CEV abogamos por un desarrollo económico responsable y sostenible y nos sentimos orgullosos de que nuestro Puerto sea referente europeo en temas medioambientales”, ha apuntado.

En este sentido, Blasco ha valorado positivamente que, desde el consistorio de la capital, no se haya formalizado la petición de tramitar una nueva DIA y el compromiso de la Autoridad Portuaria de Valencia de acreditar con informes adicionales “que los cambios en el anteproyecto no generan impactos ambientales añadidos, así como el compromiso que asumió el Puerto de destinar 15 millones para la regeneración de las playas del Sur”.

Los representantes de la CEV han defendido, igualmente, que el Puerto de Valencia puede contribuir enormemente a reactivar la economía de la Comunitat y hacerla más competitiva. “En este entorno de crisis, es especialmente importante, siempre de forma responsable y sostenible, que seamos capaces de aprovechar los beneficios que la ampliación norte tendrá sobre nuestra economía y el empleo. Ahora, más que nunca, necesitamos de reactivación e impulso y el Puerto de Valencia puede ser el motor esencial”, ha reivindicado la presidenta de CEV Valencia.

En este sentido, durante el encuentro se ha hecho hincapié en los datos resultantes del estudio elaborado por la UPV y promovido por la CEV, Cámara Valencia y Propeller Valencia, que prevé que, en 2030, con la nueva terminal en pleno funcionamiento, en impacto económico del Puerto represente el 2’27% de valor añadido y más de 44.000 puestos de trabajo.

En el encuentro también han participado por parte de la CEV: Francisco Corell, vicepresidente de la CEV; Vicente Lafuente, vicepresidente y presidente de FEMEVAL; Alberto Ara; vicepresidente y presidente de ATA-CV; Miguel Burdeos, vicepresidente y presidente de QUIMACOVA; Cristóbal Aguado, presidente de AVA- Asaja; y José Luís Tejerina, vicepresidente de AVIA.

Una infraestructura necesaria para el tejido productivo

Durante la reunión, Francisco Corell, vicepresidente de la CEV, ha incidido en la necesidad de la nueva infraestructura para dar respuesta al crecimiento del comercio internacional y el tráfico marítimo “porque el puerto ya está al 73% de su capacidad”.

Al respecto, Corell ha apuntado la necesidad de asegurar el óptimo posicionamiento del Puerto de Valencia una vez superada la crisis para dar respuesta a la actividad importadora y exportadora de las empresas. “El Puerto necesita seguir siendo un Puerto Hub y, si no crecemos, perderemos este status. Tenemos que decidir si vamos hacia adelante o hacia atrás”.

Del mismo modo, Alberto Ara, vicepresidente y presidente de ATA-CV, ha asegurado que la ampliación del puerto supone una oportunidad para autónomos y para la ciudad.“La ampliación del puerto beneficiará a miles de autónomos, muchos ya constituidos, que en momentos muy complicados como los que vivimos, pueden encontrar una oportunidad estable y bien remunerada de continuar con sus negocios. Y otros muchos encontrarán una oportunidad de montar su propio negocio ya que la ampliación necesitará de profesionales bien cualificados y de profesiones muy específicas”.

De igual forma, Miguel Burdeos, vicepresidente y presidente de QUIMACOVA, ha resaltado la gran importancia del Puerto de Valencia para el sector químico. “Un sector muy importador y, sobre todo, exportador. Hay que destacar el impacto que tendría en la productividad y creación de empleo estable”.

Asimismo, Cristóbal Aguado, presidente de AVA- Asaja, ha señalado que“el sector agropecuario es el segundo sector de importancia en el Puerto de Valencia con una cuota del 21% respecto de toda la actividad portuaria en 2020. Durante el año pasado se gestionaron 7,41 millones de toneladas”.

Con referencia a la industria del automóvil, José Luís Tejerina, vicepresidente de AVIA, ha explicado que “El puerto de Valencia y su ampliación son fundamentales para el desarrollo de nuestro sector, al tratarse de un sector altamente exportador e importador”.

Por su parte,Vicente Lafuente, vicepresidente de CEV y presidente de FEMEVAL, ha pedido que se acerquen posiciones para “evitar llegar a un punto de no retorno” y que se tenga cuenta que “el Puerto es el cordón umbilical para que las pymes industriales puedan salir al exterior”. En ese sentido, ha reclamado “mano izquierda” por la importancia que la ampliación tiene para el tejido productivo, más en la coyuntura actual.