25 d'AbrilActualidadCorts Valencianes

Morera reclama la reforma de la Constitución para recuperar el Derecho Foral Valenciano

Pide también la condonación de la deuda de la Generalitat, en un acto centrado en la lucha contra el fascismo protagonizado por ex entrenador del Valencia CF, Guus Hiddink, y el pueblo ucraniano

Un año más Les Corts conmemoraron su día el 25 d’abril, Día de les Corts Valencianes, y de conmemoración de los Decretos de Nova Planta,con retraso al coincidir con la festividad de Sant Vicent Ferrer, y lo hizo una considerable ausencia de diputados autonómicos, que una vez más evidenciaron su falta de compromiso con la institución que representan. Eso sí, el president de les Corts, Enric Morera, no desaprovechó la oportunidad para reivindicar la necesidad de aprovechar la reforma de la Constitución para conseguir la inclusión plena en el texto de los colectivos con discapacidad para recuperar el Derecho Foral Valenciano.

En su discurso, Morera también ha solicitado la condonación de la deuda de la Generalitat en manos del Estado, como, “solución transitoria, mientras se llega a un consenso político y territorial sobre la reforma del sistema de financiación de las autonomías”. En su opinión, es una propuesta “avalada por expertos independientes, técnicos de Hacienda, por las comisiones enviadas a negociar el nuevo sistema desde el Consell y estas propias Corts. Es decir, dejar de pagar todos los años una deuda impropia generada por la infrafinanciación, que ya tenemos documentado y cuantificado por la Sindicatura de Cuentas”.

Según ha explicado, “esta propuesta es realista y viable y se podría implementar perfectamente en los próximos Presupuestos Generales del Estado. Los propongo que comencemos un consenso amplio para hacerla posible y seguir trabajando por un sistema que sea más justo para la Generalitat Valenciana”.

La argumentación del president de les Corts se basa en que la Sindicatura de Comptes ha efectuado un informe sobre la deuda pública valenciana, atendiendo a la petición que realizó el mismo presidente del parlamento valenciano, en el cual se trasladaba una solicitud de la Comisión de Investigación sobre la Deuda Pública de la Comunitat Valenciana. El 12 de abril pasado se aprobaron sus conclusiones que afirman que “desde el inicio del estado de las autonomías, la Generalitat Valenciana ha sufrido un déficit presupuestario estructural, especialmente intenso a partir de 2009, que ha provocado que sea la comunidad autónoma más endeudada respecto a su PIB. Este déficit no viene provocado para efectuar unos gastos superiores a la media autonómica, sino por unos ingresos inferiores a esta”. Según la estimación realizada en el informe, con una financiación autonómica al nivel que correspondería en proporción en nuestra población ajustada, y con el respecto a las necesidades estimadas por el mismo modelo vigente, la Generalitat habría podido evitar una parte muy importante de la deuda acumulada, que se estima en 53.820 millones en 2021.

De igual manera, entiende que «es una deuda insostenible que pide una acción urgente, un saneamiento que permita la prestación de los servicios públicos. El caos económico que ha generado el Estado con un sistema de financiación que se ha demostrado ineficiente y por el incumplimiento de la reforma de la LOFCA hace que sea necesaria una actuación extraordinaria”.

Lucha contra el fascismo

Por otra parte, durante el acto institucional se han entregado el máximo galardón del Parlamento valenciano al pueblo de Ucrania, y las distinciones por la lucha contra la xenofobia al exentrenador del Valencia CF Guus Hiddink y al profesor que sufrió una agresión homófoba Miquel Álvarez.

La distinción al pueblo de Ucrania reconoce la resistencia de este pueblo, a las personas que han sido asesinadas, a las que se han quedado a defender su patria y a las que se han visto obligadas a abandonarla, y ha sido recogida para Mariia Stepanenko, quien huyó de Kiev junto a su hijo de 14 años y ha sido acogida por una familia valenciana.

La ha acompañado el presidente de la federación de asociaciones ucranianas de España, Mijail Petruniak, quien ha destacado que en el último mes y medio se ha acogido a 30.000 personas procedentes de Ucrania y ha recordado que la guerra sigue y cada día mueren personas con esta guerra que es también “económica” y “de miedo”.

El galardón a Guus Hiddink coincide con las tres décadas de su petición de que retiraran unas pancartas con simbología nazi de las gradas de Mestalla, un gesto antifascista que dio la vuelta al mundo y que le convirtió en la primera persona del mundo del deporte que actuó contra estos símbolos en los campos de fútbol.

Hiddink ha señalado tras recoger la distinción que hay que estar “muy atentos a las fuerzas que pueden violar” la democracia y ha pedido luchar contra la intolerancia y “celebrar la palabra libre”, al tiempo que ha confesado que no ha dudado un minuto en volver a tierras valencianas, donde sufrió mucho, pero también tuvo “muy buena experiencia” cuatro años. También se ha distinguido al profesor de Secundaria que sufrió en febrero una agresión homófoba por parte de un grupo de alumnos en un instituto de Bétera (Valencia), Miquel Álvarez Dolç, quien ha defendido que “la Edad Media ya pasó, y aunque mucha gente cada día quiere que vuelva la Inquisición, somos muchos más los que no la queremos”.