La Comunitat segunda autonomía con más con más playas certificadas con la ‘Marca Q’ de calidad turística

55 playas obtienen Bandera Q de Calidad a de la Comunitat, y otras 20 consiguen el  Safe Tourism Certified de turismo seguro

El Instituto para la Calidad Turística Española (ICTE) ha hecho entrega este viernes de las Banderas Q de Calidad, Safe Tourism Certified de turismo seguro y S Sostenibilidad a los alcaldes de los 113 Ayuntamientos de España que han obtenido alguna de las Banderas que otorga el ICTE previo paso por una auditoría independiente que certifica el cumplimiento de exigentes estándares de calidad, seguridad y sostenibilidad.

El ranking, en lo que a Banderas Q se refiere, lo lidera Andalucía con 123 playas certificadas, seguida por la Comunitat Valenciana con 55, la Región de Murcia con 41, Baleares con 24, Galicia con 19 y Cataluña con 15. Cantabria con 12, Asturias con 3, Euskadi y Ceuta con 2 y Canarias con 1, cierran la lista. En las instalaciones náutico-deportivas, Galicia lidera la clasificación con 15, seguida por Baleares con 5, Comunidad Valenciana con 4 y Andalucía 2.

Respecto a las Banderas Safe Tourism Certified, Andalucía ocupa la primera posición con 89 playas certificadas, seguida por la Región de Murcia y la Comunidad Valenciana con 20, Islas Baleares con 21, Canarias con 7 y Cataluña y Cantabria con 4. Por su parte, Baleares ha certificado 11 instalaciones náutico-deportivas, seguida de la Comunidad Valenciana con 3, Andalucía con 2 y Murcia con 1.

En la Comunitat Valenciana se han certificado 55 playas con la Bandera Q y 20 con Safe Tourism de Turismo Seguro. Además, 4 instalaciones náutico deportivas se ha certificado con la Bandera Q y 3 con Safe Tourism. En toda España se han certificado 297 playas y 26 instalaciones náutico-deportivas con las Banderas Q después de haber aprobado una exhaustiva auditoría que acredita el cumplimiento de la norma de calidad internacional UNE-ISO 13009, que es una norma consensuada a nivel internacional por más de 90 países para garantizar la máxima calidad en la prestación de sus servicios.

Asimismo, los ayuntamientos costeros españoles han certificado un total de 165 playas y 17 instalaciones náutica-deportivas en toda España con el sello Safe Tourism Certified creado por el Instituto para la Calidad Turística Española. Safe Tourism Certified es una marca de garantía y certificación que acredita, en este caso, el cumplimiento de la Especificación Técnica UNE 0066-20 que establece las directrices y recomendaciones para la reducción del contagio por el coronavirus SARS-CoV-2 en las playas y la UNE 0066-15 en el caso de las instalaciones náutico-deportivas. 

Y por último, por primera vez este año, un municipio español ha certificado sus playas con la Bandera S de Sostenibilidad Turística. En concreto ha sido la ciudad de Marbella, que ha obtenido 15 en total. La Marca S es un distintivo creado por el ICTE con el objetivo de garantizar el cumplimiento de los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) de la Agenda 2030 de la ONU. En este caso, en lo que a prestación de servicios turísticos en la playa se refiere.

En las Banderas Q, el ranking lo lidera Andalucía con 123 playas certificadas, seguida por la Comunidad Valenciana con 55, la Región de Murcia con 41, Baleares con 24, Galicia con 19 y Cataluña con 15. Cantabria con 12, Asturias con 3, Euskadi y Ceuta con 2 y Canarias con 1, cierran la lista. En las instalaciones náutico-deportivas, Galicia lidera la clasificación con 15, seguida por Baleares con 5, Comunidad Valenciana con 4 y Andalucía 2.

Respecto a las Banderas Safe Tourism Certified, Andalucía ocupa la primera posición con 89 playas certificadas, seguida por la Región de Murcia y la Comunidad Valenciana con 20, Islas Baleares con 21, Canarias con 7 y Cataluña y Cantabria con 4. Por su parte, Baleares ha certificado 11 instalaciones náutico-deportivas con 11, seguida de la Comunidad Valenciana con 3, Andalucía con 2 y Murcia con 1.

Durante el acto, la ministra Reyes Maroto ha felicitado a todos los ayuntamientos que han certificado sus playas con las Banderas Q, Safe Tourism Certified y S de Sostenibilidad y ha destacado que para el Ministerio el ICTE es un socio y ha destacado la labor que desempeña como elemento de reconocimiento de la calidad “por la que tenemos que seguir apostando”. Además, ha seguido mostrando su apoyo a la Marca Q “hace visible una manera de trabajar en el destino y eso hay que reflejarlo, porque ha contribuido a salir de la pandemia con la calidad como baluarte, lo que representa un modelo turístico exitoso”. También ha querido felicitar al ICTE por certificar con el sello Safe Tourism Certified, porque todavía la seguridad sigue siendo un aspecto fundamental para los turistas a la hora de desplazarse y por la Marca S “una seña de identidad de lo que ya es un turismo en España que apuesta por la sostenibilidad”. 

Por su parte, el director del ICTE, Miguel Mirones, ha afirmado que “detrás de una bandera -como ocurre con las Banderas Q, Safe Tourism Certified o la S- tiene que haber una norma, una gestión y se tiene que garantizar que el trabajo se haya realizado de forma adecuada”. Para ello, ha proseguido, “tiene que haber una homologación y, en el caso del ICTE, el ENAC (Entidad Nacional de Acreditación) es quien homologa al ICTE para poder certificar el cumplimiento de las normas”. Mirones ha asegurado que España debe seguir apostando por la elaboración de normas y la certificación porque eso nos ha convertido en líderes mundiales en competitividad turística.

En este sentido, el presidente del ICTE ha destacado que están apareciendo diferentes tipos de banderas “de muchos colores” sin que cuenten con una norma pública detrás que acrediten a que responden el otorgamiento de dichos distintivos.

Para que una playa o un puerto deportivo pueda lucir la Bandera Q, debe realizar una auditoría que, entre otros aspectos, analiza los equipamientos de uso público, los servicios de limpieza y la recogida selectiva de residuos, los dispositivos de seguridad, salvamento y primeros auxilios, los servicios de información a los turistas, los accesos a la zona de baño, los servicios higiénicos y los servicios de los establecimientos de ocio. Esta acreditación verifica la solvencia técnica, la transparencia y objetividad a la hora de conceder el sello de garantía Q de Calidad Turística.

El sello Safe Tourism se obtiene después de haber superado una auditoría realizada por empresas independientes. Esta Especificación Técnica, al igual que las otras 20 relativas al sector turístico, fueron creadas a partir de los protocolos que elaboró el ICTE en coordinación con la Secretaría de Estado de Turismo, más de 450 expertos de las patronales del sector y otras organizaciones, los sindicatos y asociaciones de prevención de riesgos laborales bajo encomienda del Ministerio de Industria Comercio y Turismo y validadas por el Ministerio de Sanidad. 

En el caso de las playas, la especificación técnica establece una serie de medidas generales para las playas e instalaciones náutico-deportivas, entre las que destacan planificar las tareas y procesos de trabajo de tal forma que se garantice la distancia de seguridad establecida por las autoridades sanitarias; la disposición de los puestos de trabajo, la organización de la disposición de usuarios y trabajadores, y la distribución de espacios, que debe adaptarse, si fuera necesario. En caso de imposibilidad se tomarán medidas alternativas para evitar el riesgo de contagio por contacto. También,

como norma general deben establecerse el uso de la playa e instalación y de los diferentes servicios que en ella se prestan, con el fin de asegurar el cumplimiento de las medidas preventivas e higiénico-sanitarias definidas en el plan de contingencia tras la elaboración de riesgos. En todas las actividades se deben respetar las distancias de seguridad.