CiudadesValencia

Valencia reduce los trámites urbanísticos: los certificados de las entidades colaboradoras no precisarán revisión

Se pretende desbloquear el atasco con más de 22.000 solicitudes de licencias pendientes en la ciudad de València

Hasta ahora, un certificado de una entidad colaboradora debía ser volver a ser revisado por los técnicos municipales, lo que suponía un retraso y un atasco de expedientes para obtener una licencia urbanística en la ciudad de Valencia. Ahora, la Concejalía de Urbanismo ha dado un paso más y las entidades podrán certificar un expediente sin necesidad de que vuelva a ser revisado por los técnicos municipales.

Esto, unido a un cambio en toda la estructura de la Dirección General de Licencias, con nuevos jefes de servicio, tiene como objetivo un plan de choque para desatascar los más de 22.000 expedientes pendientes de licencias.

El concejal de urbanismo, Juan Giner, ha explicado que la Junta de Gobierno Local ha aprobado “cambiar la estructura de la cúpula de la Dirección General de Licencias con el fin de agilizar los más de 22.000 expedientes que tiene pendiente de tramitar el Ayuntamiento de Valencia”.

Además, se está fomentando la colaboración público-privada con un impulso en la coordinación con las entidades colaboradoras en materia urbanística, ambiental y de espectáculos públicos (ECUV, OCA, ECMCA), para que puedan certificar sin precisar de la revisión de los técnicos municipales.

“Nuestro objetivo es dinamizar y agilizar la tramitación de los títulos habilitantes de obras y actividades que impulsen y faciliten la implantación de nuevas actividades productivas en nuestra ciudad”, ha explicado.

Giner ha explicado que se ha puesto en marcha un plan de choque, complementado con una nueva estructura de la Dirección General de Licencias, en la que se pretende integrar como máximos responsables de los servicios de licencias urbanísticas, licencias de actividad e inspección municipal a personal propio de la Corporación, con antigüedad  y experiencia.

Este plan de choque incluye, según ha explicado el concejal, que las entidades colaboradoras del Ayuntamiento puedan presentar certificados emitidos por ellas sin necesidad de que haya una verificación o inspección posterior por parte del Ayuntamiento.

Además, se está trabajando desde los servicios de licencias, incluido el de obra menor, en la unificación de los criterios, para aprobarlos en la comisión de unificación, publicarlos en la web, con una simplificación de los procedimientos y una definición de las competencias.