CiudadesComunitatSemana SantaTurismo y Gastronomía

Las viviendas de uso turístico prevén una ocupación media del 80% en la Comunitat en Semana Santa

Benidorm puede alcanzar el 90% de ocupación si se confirman las reservas de los últimos días.

Las Viviendas de Uso Turístico de la Comunidad Valenciana prevén un 80% de ocupación media en Semana Santa y, si se confirman las últimas reservas, pueden alcanzar el 90% en destinos como Benidorm, según ha informado esta mañana la Asociación de Viviendas de Uso Turístico de la Comunidad Valenciana.

Los datos de las empresas asociadas a APTURCV reflejan que el sector VUT reglado de la Comunitat puede cerrar el mes de marzo con cifras de ocupación récord, entre un 5% y un 10% por encima de las del año pasado, cuando se recuperaron las cifras de prepandemia.

En 2019, las reservas hechas para el puente de Semana Santa oscilaron entre el 75% de las plazas alojativas del interior, la Costa Azahar de Castellón, la ciudad de Valencia y los destinos de costa de la provincia valenciana, y el 85% de Benidorm y otros destinos de la Costa Blanca de Alicante.

Este año, Benidormvuelve a liderar las reservas de Semana Santa en el sector VUT de la Comunitat y puede alcanzar un 90% de ocupación gracias al aumento de reservas de turistas nacionales y extranjeros (mayoritariamente del mercado británico).

Semana Santa de récord

Según las previsiones del Ministerio de Industria y Turismo, la Semana Santa de este año puede batir récords en España tanto en número de visitantes como en gasto realizado, ya que se estima que el desembolso de los turistas alcanzará los 19.000 millones de euros, (un 24% más que en el mismo periodo de 2023). Andalucía y la Comunidad Valenciana liderarán la llegada de turistas que, según Turespaña, podría superar por primera vez en España los 14 millones de turistas en marzo y abril.

APTURCV cree que los datos demuestran una vez más la importancia del sector VUT de la Comunitat, que ya representan el 55% de su oferta alojativa (más de 250.000 plazas de unas 85.000 VUTs registradas), y genera un impacto anual de unos 3.000 millones de euros que benefician al conjunto de la economía de la Comunitat, y específicamente al comercio local minorista.